🎁 10% Dcto. en tu 1º compra! ⏩ !CLICK AQUÍ!

Síndrome del túnel carpiano

El síndrome del túnel carpiano afecta, en promedio, a 50 de cada mil habitantes en el mundo. Está asociada con actividades en las que se requiera el uso de la fuerza en las manos y los movimientos repetitivos a lo largo de mucho tiempo, siendo muy común en deportistas, trabajos de oficina y personas de más de 40 años.

En esta entrada te presentamos los tipos de lesiones del síndrome de túnel carpiano, además vas a aclarar tus dudas sobre cuáles suelen ser los síntomas más frecuentes que caracterizan a esta patología. Sabrás cuáles son los factores de riesgo que aumentan las probabilidades de tener esta dolencia y qué pasos debes dar para sobreponerte de esta.

Definición: ¿Qué es el síndrome del túnel carpiano?

Definición: ¿Qué es el síndrome del túnel carpiano?

Es la compresión de una especie de túnel que crea el ligamento carpiano transverso y que contiene el nervio medio que va desde el antebrazo hasta el dedo pulgar, pasando por la articulación de la muñeca. Dicho nervio es el que permite la sensibilidad en parte de la mano y el movimiento en algunos dedos.

Cualquier tipo de lesión en la mano generará inflamación e irritación de los tejidos blandos, lo que a su vez ocasiona una compresión en el túnel carpo. Al comienzo sentirás un hormigueo, y después dolor intenso y dificultad para mover la muñeca y los dedos. Si la lesión no se controla, el dolor será persistente hasta limitar la actividad diaria del paciente.

Mejores productos para alivio dolor de manos y muñecas

Más vendidos

Tipos de grados del síndrome del túnel carpiano

Como la lesión en sí ocurre en el nervio medio, el avance o tipo de daño a causa del síndrome del túnel carpiano va a depender de la clasificación de lesión sobre el nervio afectado:

Axonopraxia

También conocida como Grado I de la lesión. Consiste en un daño leve de la mielina, una capa de grasa que recubre el nervio medio y se encarga de protegerlo de golpes y roces con otros tejidos. Gracias a este compuesto, es posible que haya una mejor conducción de impulsos eléctricos a través del nervio para ofrecer movilidad.

Es un bloqueo mecánico del nervio, es decir, generado por la compresión de otros tejidos cuando se inflaman y por el desgaste muscular a causa de constantes movimientos repetitivos de la mano, su gravedad es leve, pero si no se trata a tiempo, puede empeorar.

Axonotmesis

Un axón es la prolongación de las neuronas que llega a la ramificación inicial nerviosa. Estamos hablando del Grado II de la lesión de túnel carpiano porque supone un nuevo nivel de dolencia y daño al nervio medio, esta vez, en gran parte de su estructura.

Cuando el axón se lesiona, este debe volver a ramificarse desde la raíz nerviosa hasta el músculo. Es un grado de la lesión que toma más tiempo de recuperación y requiere de otros métodos de inmovilización hasta que las células comienzan a regenerarse. Cuando la compresión inicial no se controla, entonces el nervio se desgarra parcialmente y pasa al nivel II de gravedad.

Neurotmesis

En este caso, los envoltorios que conectan al nervio se rompen por completo. Es el Grado III de gravedad en la lesión de cualquier nervio y cuando ocurre, la persona atraviesa por una etapa de dolor punzante y persistente.

Cuando la estructura nerviosa se rompe por completo, solo hay cabida a una cirugía para liberar la tensión que presiona el nervio y dar oportunidad a su recuperación espontánea, en su defecto, se puede cortar el tramo de los nervios afectados y volver a unir las terminales. El procedimiento y el resultado final va a depender del avance de la lesión dentro del túnel carpiano.

¿Cuáles son las causas y factores de riesgo de padecer síndrome del túnel carpiano?

¿Cuáles son las causas y factores de riesgo de padecer síndrome del túnel carpiano?

Hay varias causas y factores de riesgo que detonan esta lesión en la muñeca. La mayoría de ellas puede ser controlada con mejoras en el hábito laboral y en casa, evitando la repetición de movimientos que genere una sobrecarga de trabajo en la mano.

Fracturas

La mayoría de las fracturas en la muñeca van a comprometer el nervio medio que se ubica en la cara anterior de esta articulación y la palma de la mano. El desplazamiento del hueso va a afectar los tejidos blandos y los inflama, esto se suma a la tensión que se genera en el ligamento carpiano transverso.

Durante una fractura hay inflamación, lo que provoca que el nervio medio se irrite y tenga una presión excesiva. Es una lesión asociada a la fractura inicial. Por eso en la mayoría de las fracturas aparatosas se debe proceder a una cirugía para reparar los tejidos que hayan sufrido daños.

Siempre que haya una fractura de la muñeca, es recomendado que haya una revisión médica para evaluar que el nervio medio siga funcionando correctamente.

Prevalencia de género

En las mujeres hay tres veces más probabilidades de tener el síndrome de túnel carpiano, puesto que los tejidos y estructuras en las mujeres pueden estar más debilitado. Esta prevalencia se suma a las actividades repetitivas que puedan realizar en casa o el trabajo. Surge primero en la mano que más se utiliza y después se expande a la otra extremidad.

¿Por qué en las mujeres hay mayor prevalencia? Porque el túnel carpiano en ellas es más estrecho y suele ser más sensible a la compresión nerviosa. Quienes se dedican a oficios que están relacionados con el uso excesivo de ordenadores suelen ser más propensos a tener esta patología, así que la prevalencia de género afecta más si hay otras causas vinculantes.

Enfermedades degenerativas

Además de razones mecánicas y de prevalencia, las afecciones y enfermedades juegan un papel fundamental en la incidencia del síndrome del túnel carpiano en las personas. Y aunque no hay una relación clara del porqué está asociada la diabetes con el daño a los nervios, se conoce que esta enfermedad degenerativa aumenta la probabilidad de tener lesiones en el nervio medio de la mano.

La artritis reumatoide es otra afección que genera inflamación, este es el componente que detona el daño nervioso. Siempre que la persona tenga una lesión como bursitis o esguince debe ser diagnosticado y tratado lo antes posible, pues el nervio es una estructura muy sensible.

Hay estudios que relacionan la lesión con la ingesta del componente químico Anastrozol, que se utiliza para el tratamiento del cáncer mamario. Por lo que en estos casos es probable que las señales sean confundidas y omitidas por el hecho de estar tomando este fármaco.

Obesidad

A medida que aumenta el Índice de Masa Muscular en las personas, se incrementa en un 7.4% las probabilidades de que haya mayor recarga de trabajo en el antebrazo, la muñeca y los dedos hasta el punto de generar presión en el nervio medio. Algunas investigaciones dan cuenta de que se ha incrementado el número de pacientes con este síndrome al mismo ritmo que aumenta la cantidad de personas en el mundo con sobrepeso.

¿Qué ocurre cuando hay sobrepeso? El cuerpo trabaja más para hacer las acciones naturales como mover la muñeca y cerrar la mano. Es importante mantener siempre un buen estado de forma al mantener hábitos de ejercicios y dietas saludables.

Movimientos repetitivos

Tanto en el ambiente laboral como el deportivo, hay acciones repetitivas que van a comprometer el funcionamiento del nervio y la consecuente presión que los tejidos blandos ejercen sobre él. Escribir en el ordenador y utilizar el ratón, jugar al golf, profesionales laborales como la cirugía estética y la odontología supone repeticiones que debe realizar la mano predominante y que terminan afectando el nervio.

¿Qué es lo más recomendado? Siempre tomar descansos cada hora de trabajo relacionado con el uso de las manos, así como estar bien atento a las señales iniciales y que debes abordar para evitar que la lesión llegue a su tercera fase y requiera de cirugía.

Cambios hormonales

Es bastante común que en las embarazadas haya una gran prevalencia de esta dolencia, debido al cambio de las hormonas relacionadas con la concepción y la lactancia. Después del parto, los síntomas que estaban presentes en los últimos meses van desapareciendo. Especialistas aseguran que la retención de líquido es la única razón por la que esta dolencia ha estado afectado a las embarazadas.

Por eso, durante el embarazo se les recomienda a las mujeres realizar ejercicios, aumentar el consumo de agua y mantener una dieta baja en grasas saturadas. Y en caso de que se requiera, los masajes de drenaje linfáticos también son buena opción siempre que sean realizados por especialistas. Pocos son los tipos de masajes permitidos en los últimos tres meses de embarazo.

Principales signos y síntomas del síndrome del túnel carpiano en la muñeca

Principales signos y síntomas del síndrome del túnel carpiano en la muñeca

Todas las señales que el cuerpo te hará saber están localizadas en la muñeca y la mano, aunque cuando el daño ya es avanzado, los síntomas se irradian a todo el antebrazo. Revisa esta lista detallada con los principales síntomas que esta patología genera.

Calambres

Los calambres son pequeños espasmos musculares que se presentan en la mano y con frecuencia en las noches, cuando el organismo está más relajado. Estos movimientos son involuntarios y espontáneos. Después de analizar miles de casos, son los primeros síntomas que se presentan cuando inicia la compresión del nervio.

Como hay muchas razones por las que se presenta un calambre, este síntoma es pasado por alto en la mayoría de los casos hasta que se presenta otra señal y aumenta la inquietud en el paciente.

Hormigueo

Realizar siempre un mismo movimiento dejará fatigado los músculos y ligamentos, entonces se presenta una sensación de hormigueo que con frecuencia ocurre durante algunos minutos. Muchas personas asocian el hormigueo a una cosquilla “extraña”. Una lesión en el túnel carpiano se debe a la compresión directa sobre el nervio, puesto que es el encargado de ofrecer sensibilidad en la parte de la palma de la mano del lado del pulgar y el dedo índice.

Dolor

En esta etapa es cuando la persona comienza a preocuparse y buscar ayuda médica. El dolor comienza de forma punzante y permanente, se vuelve más insistente cuando se realizan acciones con la mano. Con el paso del tiempo sin tratamiento, este dolor no será posible reducirlo hasta que sea aplicada una cirugía que permita liberar la presión que hay sobre el nervio medio.

Atrofia muscular

Si la persona no ha acudido a un especialista, la lesión en la mano generará una atrofia muscular que afectará directamente el funcionamiento del dedo pulgar, al afectar una almohadilla o eminencia tenar que hay debajo de este dedo. La atrofia muscular altera el tamaño y funcionamiento de cualquier músculo del cuerpo, incluso los más pequeños como los que están en los dedos.

Dificultad en la movilidad

Esta dificultad va acompañada por el insistente dolor punzante. La persona ya no puede cerrar la mano, tocar su palma, mover los dedos y realizar cualquier acción sin que haya aumento del dolor y tensión muscular.

A esta altura de la patología, solo queda aplicar una cirugía correctiva que aliviará el dolor en un 99% desde el mismo instante que comienza la recuperación del paciente. Como es una patología que empeora con el paso del tiempo, lo mejor es conocer bien esta señales y actuar para atacar a tiempo el síndrome de túnel carpiano.

¿Qué pruebas hay para diagnosticar el síndrome del túnel carpiano?

¿Qué pruebas hay para diagnosticar el síndrome del túnel carpiano?

En este apartado te ofrecemos cinco formas efectivas de saber si estás comenzando a padecer de este síndrome. La mayoría de las pruebas las puedes hacer en casa, pero el diagnóstico definitivo lo dará el especialista con una última prueba clínica.

Test de Phalen

Es una técnica sencilla que consiste  forzar la flexión de las manos hasta un ángulo de 90°. Esta flexión puede realizarse mejor con el brazo estirado y ubicado por encima de la cabeza. Si lo prefieres, este estiramiento lo puedes hacer con una mano o con ambas a la vez.

¿Qué debes buscar en esta prueba? Que haya dolor en la base de la muñeca y una sensación de hormigueo en la punta de los dedos. Esta posición de flexión debes mantenerla durante un minuto, es el tiempo para ver las molestias ya mencionadas.

Tacto al nervio

En realidad es un leve golpeteo en todo el medio del antebrazo, en su cara anterior, y en la base de la muñeca y la palma de la mano. Este pequeño golpe debes hacerlo con los dedos de la otra mano. También es una maniobra que puedes hacer en ambas extremidades.

Debes enfocarte en el túnel carpiano, donde el daño suele estar concentrado. Cuando hagas un pequeño golpe, sentirás una pequeña descarga eléctrica y dolor, entonces sabrás que tienes los síntomas de tener este síndrome.

Signo de Durkan

Se trata de ejercer presión en el paso del nervio medio, pero lo harás en el antebrazo, poco antes de llegar a la muñeca. La compresión la harás apretando el antebrazo con los dedos pulgar, índice y medio.

Si  presentas entumecimiento y hormigueo y entumecimiento en los dedos de la mano, entonces sabrás que es probable que tengas señales de tener esta patología. La presión no debe durar más de 20 segundos antes de que veas las señales de alarma.

Sensibilidad en los dedos

Esta es una simple comparación en la capacidad sensitiva de los dedos. El nervio medio alimenta los dedos pulgares, índice y medio, el nervio cubital permite la sensibilidad en los dedos anular y meñique.

Con un material suave, como un hisopo, roza y toca todos los dedos por vez y compara si tienes menos sensibilidad en los dedos conectados con el nervio medio y compara el resultado con la sensibilidad de los dedos conectados con el nervio cubital. Es similar a comprobar la corriente en distintos grupos de cables eléctricos.

Electromiograma

Es una prueba clínica que suele ser utilizada para medir la velocidad en el impulso eléctrico que conducen los nervios. Con un aparato especializado, se toca la muñeca para generar choques eléctricos y medir la reacción del nervio medio.

Si hay una presión irregular en los axones, esto va a afectar el funcionamiento en su vascularidad y en la cantidad de oxígeno que llega a ellos. Cuando ambas características fallan, la capacidad de transportar impulsos eléctricos de los axones se altera y esto es lo que detecta la prueba.

A medida que el síndrome esté más avanzado, la fiabilidad de la prueba se incrementa. Por lo que es recomendado aplicar los primeros cuatro ejercicios mecánicos si tienes la sospecha de que puedas tener esta patología.

¿Qué tratamientos y ejercicios hay para aliviar el dolor por compresión del nervio de la muñeca?

¿Qué tratamientos y ejercicios hay para aliviar el dolor por compresión del nervio de la muñeca?

Una vez se presenta esta patología, hay ejercicios que puedes hacer a diario en casa y tratamientos que deben ser sugeridos por tu médico especialista. Ten en cuenta que una terapia mal aplicada, solo hará que la lesión aumente por el incremento de la tensión muscular e inflamación.

Separación de dedos

Utiliza una liga y coloca los cinco dedos dentro de ella. Ahora procura extender y separar los dedos de la mano hasta que puedas estirar la liga lo más que puedas. Mantén esa forma durante cinco segundos. Después debes juntar los dedos nuevamente para bajar la tensión de la liga, no debes permitir que la liga se caiga de las manos pues este ejercicio debes hacer 40 veces por vez.

Estiramiento del flexor

Con tu brazo totalmente recto. Toma con la otra mano los dedos de la extremidad extendida y lleva la palma de la mano hacia arriba y hacia atrás. Debes ejercer cierta tensión, pero no debes excederte para evitar posibles inflamaciones. Esta posición debes mantenerla durante 10 segundos y debes realizar cinco repeticiones con cada mano. Este ejercicio debes hacerlo a diario.

Estiramiento del extensor

Ahora el ejercicio debes hacerlo al llevar la mano hacia abajo y hacia atrás. En sentido contrario del estiramiento del flexor. Tampoco debes excederte en la tensión ejercida sobre la mano para evitar lesiones leves asociadas. El ejercicio debes mantenerlo durante 10 segundos y requieres repetirlo otras 10 veces. Recuerda que los movimientos en ambos casos deben ser suaves y si sientes dolor, reduce cada vez más la tensión.

Rotación de muñeca

Este es un ejercicio para ambas manos. Solo debes estar sentado y apoyar los antebrazos a las rodillas. Con las palmas hacia abajo, baja las manos y llévalas lo más hacia atrás que puedas, permanece así durante cinco segundos. Desde ese mismo punto, voltea las palmas hacia arriba y sube las manos y tensiona hacia atrás. Esta rutina debes hacerla todos los días y con 20 repeticiones. Recuerda que la tensión en la flexión y extensión no debe ser excesiva.

Movimiento de hombros

Desde la movilidad de los hombros también puedes ayudar a que baje el dolor por la lesión del túnel carpiano. Intenta subir los hombros como si quisieras tocar las orejas con ellos, mantén esa posición durante uno o dos segundos. Posteriormente mueve los hombros hacia atrás, con este movimiento se juntarán los omoplatos pero a la vez bajará la tensión sobre el nervio medio. Es un movimiento de estiramiento que debes hacer 20 veces.

Electroterapia

Es parte de un grupo de terapias clínicas para bajar el dolor y otros síntomas que aquejan a los pacientes que tienen esta patología. Se utilizan corrientes eléctricas y de baja frecuencia en busca de resultados favorables.

Hay distintos tipos de corrientes que se aplican en el cuerpo, como los ultrasonidos, que tienen una función analgésica y antiinflamatoria en los casos donde el daño en el nervio es irreversible a menos que se aplique una cirugía. Esta terapia solo debes hacerla si tu médico te lo indica.

Infiltraciones

Es un tratamiento poco utilizado, pero es efectivo si se respeta la frecuencia en su aplicación. Solo es recomendado aplicar una inyección de corticoides cada dos o tres meses. Con esa dosis, debe bajar el dolor y la inflamación en la mano a causa de la presión sobre el nervio medio.

Los corticoides son fármacos potentes que tienen efectos secundarios, por eso te mencionamos que la aplicación debe ser moderada y realizada por un especialista.

Cirugías

Cuando ningún tratamiento y cambio en los hábitos del paciente dan resultado, entonces se debe recurrir a una cirugía para para liberar la tensión sobre el nervio. Hay dos posibilidades de hacer una cirugía:

Abierta cuando se requiere hacer una incisión y exploración para ver el daño real que hay en la palma de la mano. Se corta el área del cuarto metacarpiano para no seguir afectando en área del nervio medio. Después se procede a liberar el ligamento transverso.

Mediante endoscopia cuando ya tiene detectada claramente la lesión y esta es leve, pero se puede atender rápidamente con una cirugía menor. Se hace una pequeña incisión y se inserta un aparato que permitirá revisar mejor el daño y repararlo.

¿Cómo podemos prevenir la aparición del síndrome del túnel carpiano?

La principal prevención que podemos tener es cambiar hábitos en el área laboral y en el hogar, eso debe permitir bajar la intensidad física sobre la mano, lo que a su vez evitará sobrecargas de trabajo, inflamación y lesiones.

Evitar levantar objetos pesados

Siempre que haces este esfuerzo hay una tensión irregular en la muñeca, debido a que la mano humana no está creada para este tipo de levantamiento. Si en tu trabajo es necesario realizar acciones como estas, utiliza implementos de seguridad o vehículos de apoyo.

Dormir con los brazos extendidos

Que tu cuerpo esté pisando las manos y que duermas con las muñecas dobladas, es otra forma de crear tensión en las muñecas. Por eso se te duermen los dedos al despertar. Busca siempre dormir con las extremidades extendidas, libres de presión.

Usa reposa muñecas

Aunque no hay estudios que relacionen este síndrome con el uso de ordenadores, es recomendado emplear almohadillas sobre las que deba descansar la muñeca cuando usas el ratón del ordenador. Busca también un apoyo para el antebrazo cuando escribas con el teclado, las sillas con reposa manos son mejores.

Realiza ejercicios a diario

La fisioterapia no es solo para corregir dolencias, también es útil para prevenirlas. Si en casa o trabajo le das mucha movilidad a la articulación de la muñeca, prueba hacer al menos uno de los ejercicios que has aprendido en este artículo.

Masajes preventivos

Durante un buen masaje se busca eliminar los nudos o tensión muscular en los hombros, en el antebrazo y en la propia mano. No vale de nada concentrarse en la muñeca y desatender las otras partes del brazo. Usa los dedos y las palmas de la mano para relajar los músculos y ligamentos. Es recomendado que el masaje lo aplique un fisioterapeuta calificado.

Uso del smartphone

Aunque es cierto que los celulares facilitan nuestra vida, también nos han llevado a que utilicemos en exceso los dedos, en especial los pulgares que están conectados por completo con el nervio medio. Los tejidos que se conectan con este dedo se agotan y terminan por generar inflamación que presiona al nervio medio.

Terapias alternativas

  • Tanto la acupresión como la acupuntura son dos técnicas similares que comparten muchos de los principios de la medicina china. La primera emplea los dedos y las palmas de las manos, la segunda utiliza agujas. En ambas terapias se manejan los puntos de acción y puntos de reacción, que permiten liberar energía al tocarlos. Son terapias que no tienen contraindicaciones, así que pueden ser utilizadas siempre que el paciente sienta mejora.
  • La terapia de compresión ayuda a reducir la movilidad de la muñeca mientras estamos realizando las actividades que nos causan dolor. El uso de muñequeras especiales para el túnel carpiano son recomendadas por favorecer soporte a la articulación de la muñeca-
  • En procesos inflamatorios, es aconsejado el uso de la terapia de frío, ya que se ha demostrado que aplicar frío reduce la inflamación, y por tanto el dolor, de manera mucho más efectiva y rápida que cualquier medicamento. Podemos usar bolsas de gel frío para dicha aplicación.

F.A.Q: Preguntas frecuentes

Ahora pasamos a una sección de este artículo en el que tendrás las respuestas a las principales preguntas relacionadas sobre el síndrome del túnel carpiano. Aclara todas tus dudas al continuar leyendo.

¿Qué hacer para aliviar el dolor cuando está afectado el nervio de la muñeca?

Lo primero que debes hacer es detener la actividad repetitiva o de fuerza que estés realizando para que la mano descanse y puedan ser regeneradas sus células. Cuando la dolencia es avanzada, entonces se requiere de un diagnóstico médico y este te dirá qué otros pasos debes seguir. Hay ejercicios sencillos que puedes hacer en casa para evitar esta lesión y bajar sus síntomas. Solo es cuestión de disciplina para practicarlos.

¿Qué relación hay entre embarazo y síndrome del túnel del carpo?

Durante el embarazo, debido a los cambios físicos y hormonales que se producen, un porcentaje de más del 50% de mujeres pueden padecer calambres musculares y sensación de adormecimiento en las manos. Y en los últimos 3 meses de embarazo, puede darse el síndrome del túnel carpiano debido a los factores antes indicados.

¿Cuándo el síndrome del túnel del carpo se considera enfermedad profesional?

Cuando la persona sufre de esta patología por actividades dentro de su profesión como lavar, manejar taladros, redactar en un ordenador y excavar. Todas son acciones que requieren de una gran tensión en la mano. Este síndrome se presenta cuando la persona pasa años realizando las mismas acciones, entonces el daño al nervio es severo y solo se repara mediante cirugía.

¿Es posible curar el síndrome del túnel carpiano sin cirugía?

Siempre que se traten las señales a tiempo, es posible que los síntomas desaparezcan por completo. Esto debe ir acompañado de un cambio de hábito en casa y el trabajo. Cuando se llega al nivel de acudir a cirugía, en realidad no hay cura, solo se libera la tensión del ligamento transverso, pero en futuras ocasiones este puede volver a ejercer presión. Por eso se deben tomar las medidas correctivas pertinentes.

¿Qué ejercicios de rehabilitación son adecuados para el dolor de muñeca?

Todo ejercicio que permita la flexión y extensión de la muñeca con suavidad, respetando los límites de cada persona según el dolor y la elasticidad. Estos ejercicios deben ser diarios, para así facilitar la movilidad que la mano requiere en las actividades diarias en casa y el trabajo. Si requieres de terapias más avanzadas y complejas, busca la opinión de un fisioterapeuta calificado.

Referencias

  1. De Krom, M. C. T. F. M., Kester, A. D. M., Knipschild, P. G., & Spaans, F. (1990). Risk factors for carpal tunnel syndrome. American journal of epidemiology132(6), 1102-1110. https://academic.oup.com/aje/article-abstract/132/6/1102/81519
  2. Silverstein, B. A., Fine, L. J., & Armstrong, T. J. (1987). Occupational factors and carpal tunnel syndrome. American journal of industrial medicine11(3), 343-358. https://onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1002/ajim.4700110310
  3. Gelberman, R. H., Hergenroeder, P. T., Hargens, A. R., Lundborg, G. N., & Akeson, W. H. (1981). The carpal tunnel syndrome. A study of carpal canal pressures. JBJS63(3), 380-383. https://journals.lww.com/jbjsjournal/Abstract/1981/63030/The_carpal_tunnel_syndrome__A_study_of_carpal.9.aspx
  4. Phalen, G. S. (1972). The carpal-tunnel syndrome: clinical evaluation of 598 hands. Clinical Orthopaedics and Related Research®83, 29-40. https://journals.lww.com/clinorthop/Citation/1972/03000/The_Carpal_tunnel_Syndrome__Clinical_Evaluation_of.7.aspx
  5. STEVENS, J. C., BEARD, C. M., O’FALLON, W. M., & KURLAND, L. T. (1992, June). Conditions associated with carpal tunnel syndrome. In Mayo Clinic Proceedings (Vol. 67, No. 6, pp. 541-548). Elsevier. https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0025619612604613
  6. Bland, J. D. (2007). Treatment of carpal tunnel syndrome. Muscle & Nerve: Official Journal of the American Association of Electrodiagnostic Medicine36(2), 167-171. https://onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1002/mus.20802
  7. Keith, M. W., Masear, V., Amadio, P. C., Andary, M., Barth, R. W., Graham, B., … & McGowan, R. (2009). Treatment of carpal tunnel syndrome. JAAOS-Journal of the American Academy of Orthopaedic Surgeons17(6), 397-405. https://journals.lww.com/jaaos/Fulltext/2009/06000/Treatment_of_Carpal_Tunnel_Syndrome.8.aspx
  8. Phalen, G. S. (1966). The Carpal-Tunnel Syndrome: SEVENTEEN YEARS’EXPERIENCE IN DIAGNOSIS AND TREATMENT OF SIX HUNDRED FIFTY-FOUR HANDS. JBJS48(2), 211-228. https://journals.lww.com/jbjsjournal/Abstract/1966/48020/The_Carpal_Tunnel_Syndrome__SEVENTEEN_YEARS_.1.aspx
  9. Bakhtiary, A. H., & Rashidy-Pour, A. (2004). Ultrasound and laser therapy in the treatment of carpal tunnel syndrome. Australian Journal of Physiotherapy50(3), 147-151. https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0004951414601525
  10. Fernández-de-Las Peñas, C., Ortega-Santiago, R., Ana, I., Martínez-Perez, A., Díaz, H. F. S., Martínez-Martín, J., … & Cuadrado-Pérez, M. L. (2015). Manual physical therapy versus surgery for carpal tunnel syndrome: a randomized parallel-group trial. The Journal of Pain16(11), 1087-1094. https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S1526590015008160

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00